Santo Stefano di Sessanio es un pueblo de montaña en la provincia de L’Aquila adyacente a la llanura alta de Campo Imperatore. Se encuentra en el parque natural conocido como Parque Nacional Gran Sasso e Monti della Laga. Tras el terremoto de abril de 2009, la torre medieval se derrumbó.